Quienes somosÚnete a Militante Contacto
Inicio Manos fuera de Venezuela

Por la dignidad de la mujer trabajadora: ¡No más agresiones!

Zihuatanejo: victoriosa huelga en restaurante El Infierno y La Gloria

Escrito por: 
Mauro Sebastian Espínola Terán

El 20 de septiembre pasado trabajadores del restaurante El Infierno y la Gloria, en Zihuatanejo Guerrero, levantaron las banderas rojinegras celebrando así una victoria más para el movimiento de la clase trabajadora. Esto semanas después de que en Acapulco trabajadores del hotel Maralisa lograran el cumplimiento de sus demandas mediante la huelga.

Sin duda alguna la crisis del capitalismo no solo muestra la decadencia de este sistema putrefacto incapaz de darle condiciones dignas de vida a la clase trabajadora, sino también la incapacidad de la clase burguesa y de sus gobiernos como el de Calderón de solucionar una crisis de la cual son culpables y cómplices, y que ahora pretenden cargar a nuestras espaldas, pero no nos quedaremos con las manos en la cintura.

El pasado 9 de septiembre los trabajadores del restaurante El Infierno y la Gloria estallaron la huelga ante el incumplimiento de las prestaciones establecidas en el Contrato Colectivo de Trabajo, como lo son los bonos por utilidades, así mismo porque la empresa no había pagado el bono que da por utilidades en Ixtapa. No conforme con ello la patronal no había pagado el apoyo económico que estaba estipulado en el CCT. Pero hay más. Tampoco se habían pagado al sindicato la cuota sindical que se les descontaba a los trabajadores por el 2% de nomina ¡¡¡¡¡Desde 1998!!!!

Los trabajadores no vamos a huelga por gusto ni porque no queramos trabajar, como algunos quieren mostrarnos, sino porque no soportamos más ataques a nuestras de por sí malas condiciones de vida. Muestra de ello es que los trabajadores de El Infierno y la Gloria habían emplazado a huelga desde el 10 de agosto ante lo cual la patronal por medio de su representante legal, Dalia Vélez, ofreció el cumplimiento de la demanda de los trabajadores, lo cual nunca llego. Los trabajadores somos los últimos en querer que nuestro centro de trabajo cierre sus puertas pues es mediante el trabajo con lo cual damos sustento a nuestras familias, y donde hacemos lo que hemos aprendido a hacer. Pero ello no significa que estemos dispuestos a soportar los ataques que la patronal y sus gobiernos planean.

Los trabajadores hemos aguantado por años a la burguesía, una clase parasitaria, bajo la idea de mantener el orden y la paz. Pero las cosas están cambiando, ahora no sólo pretenden que trabajemos como lo hemos hecho por años sino incluso pretenden que trabajemos más y por menos salario, a la vez que nos arrebatan nuestras conquistas laborales que han sido producto de la lucha de nuestros hermanos de clase. Por esta razón ante un segundo emplazamiento a huelga a principios de septiembre y la posterior indiferencia patronal a responder a sus demandas, los trabajadores del restaurante El Infierno y la Gloria izaron las banderas rojinegras.

Este hecho se dio dentro del contexto del triunfo de la huelga del Hotel Maralisa, en Acapulco, el 29 de agosto donde se colocaron las banderas de huelga por el adeudo de 2.5 millones de pesos en prestaciones como IMSS, INFONAVIT y SAR. Ya hemos dicho que la burguesía es una clase parasitaria que vive del sudor y sangre de la clase trabajadora, y los hoteleros y restauranteros no son la excepción. Cerca del 90% de hoteles tienen adeudos con INFONAVIT cuando tan solo en verano pasado hubo una derrama económica por turismo en el mismo puerto de Acapulco por cerca de 2 mil 161 millones de pesos según el propio presidente municipal de dicho puerto, Manuel Añorve Baños. Esto refleja claramente una situación: mientras la burguesía disfruta de las ganancias obtenidas gracias a nuestro trabajo, a nosotros los trabajadores se nos aniquilan nuestros derechos laborales y se pretende que carguemos una crisis de la cual somos los últimos culpables.

El triunfo de los trabajadores del restaurante el Infierno y la Gloria, quienes con la huelga lograron que los patrones cubrieran el 100% de todos sus adeudos con ellos, es un triunfo más para la clase obrera mexicana e internacional. Tenemos que gritar a los cuatro vientos los triunfos de las huelgas que están estallando y de las cuales pocas veces los medios masivos de información, propiedad de los magnates de la burguesía mexicana, nos dan a conocer por medio a que eso inspire a nuestros compañeros trabajadores que sufren de los mismos ataques que Calderón y compañía pretenden hacer a nuestra clase.

Es hora que los trabajadores nos organicemos a nivel nacional para frenar los ataques a nuestras condiciones de vida, lo cual significa por una parte convocar a una Huelga General que muestre a Calderón que los trabajadores no estamos dispuestos a que la crisis se eche a nuestras espaldas y los ataques que ello significaría. Pero a la vez significa que como trabajadores debemos regresar a nuestros sindicatos, a nuestro partido el PRD, a nuestras organizaciones tradicionales y a partir de ellas implementar un plan de lucha que sea capaz de aglutinar a grandes capas de nuestra clase con demandas económicas como la defensa del salario y el empleo, pero a la vez por demandas políticas como la no injerencia del gobierno federal en nuestros sindicatos y por la autonomía sindical, que actualmente se ve amenazada ante la injerencia de Calderón y la Secretaria del Trabajo y Previsión Social en el Sindicato Mexicano de Electricistas.

La crisis orgánica del capitalismo está significando una serie de ataques a nuestra clase  a nivel nacional y mundial. Somos los trabajadores los que por años hemos mantenido a este sistema, a los capitalistas y a los gobiernos burgueses que ahora por su ineptitud la economía se cae como agua entre las manos. Somos los trabajadores la única clase necesaria para la sociedad y la producción, sin nosotros no se mueve una ruede ni se enciende un foco. Ya no necesitamos de una minoría explotadora que se beneficia de nuestro trabajo y que además de ello pretende que seamos los trabajadores quienes paguemos esta crisis mediante el recorte a nuestras prestaciones, el desempleo, el aumento de las jornadas laborales y un largo etcétera. La organización es nuestra principal herramienta. Por eso hermano estudiante y hermano trabajador desde Militante te invitamos a que te organices con nosotros en la defensa de tus condiciones de vida, en defensa del salario y el empleo y por la transformación socialista de la sociedad, pues solo en la medida en que seamos los trabajadores los que tengamos la rienda de la sociedad el empleo, el salario, las prestaciones y en general nuestras condiciones de vida dejaran de estar en peligro de ser atacadas.

 

¡¡¡Viva el triunfo de los trabajadores del restaurante el Infierno y la Gloria!!!

¡¡¡Por una huelga general en defensa del empleo, el salario y las condiciones de vida de los trabajadores!!!

¡¡¡Organízate y lucha en torno al periódico Militante, voz marxista de los trabajadores y la juventud!!!

Fecha: 
9 de Octubre de 2009
Share this